Los Santos Inocentes

El gran juicio de Córdoba, de José Bretón, es de color amarillo y atufa por todas las esquinas. Las declaraciones de afectos y desafectos, las acusaciones de biombo de la que un día amó al presunto asesino y los informes periciales de huesos con vida propia, se suceden ante la atenta mirada de un jurado…